La Federación Australiana de Tenis, organizadora del Abierto de Australia, confirmó este martes que una “derogación médica” fue otorgada a Novak Djokovic para que pueda jugar el primer Grand Slam del año pese a no estar vacunado.

El tenista serbio Novak Djokovic confirmó este martes que jugará el Abierto de Australia tras recibir una exención médica para sortear el requisito de la obligación de estar vacunado contra el coronavirus.

El número uno del mundo anunció -a través de su cuenta oficial de Instagram- que está en viaje hacia Australia con “un permiso de exención”.

De esta manera, el último campeón y nueve veces ganador del primer Grand Slam del año, pudo sortear las reglas impuestas por el estado australiano de Victoria que requería la vacunación contra el coronavirus para ingresar.
Dicho requisito había puesto en duda la participación del serbio en el torneo ya que repetidas veces se negó a contestar si finalmente había sido inoculado, tras alegar que se trataba de un asunto personal.
El Abierto de Australia comenzará el 17 de enero y Djokovic, nueve veces ganador del torneo, tendrá la posibilidad de obtener su título 21 de Grand Slam y así superar al suizo Roger Federer y al español Rafael Nadal.
Federer no estará por lesión, mientras que Nadal ya está en Melbourne después de ser positivo en coronavirus.

Fuente: Ámbito

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *